150 productos nuevos cada semana

Cuidado facial

Productos para un cuidado facial eficaz y cómodo

El cuidado de facial es el cuidado facial. Hacerte todos los días con los productos faciales adecuados para tu tipo de piel, no tiene por qué ser una rutina cara. En nuestro surtido encontrarás limpiadores faciales, exfoliantes faciales, cremas faciales y mascarillas con fórmulas veganas eficaces, seguras y asequibles, adaptadas a las necesidades de tu piel, ya sea sensible, grasa, mixta o seca. No olvides echar un vistazo a nuestra gama de artículos de baño y duchacuidado bucal y cuidado del cabello, para conseguir un cuidado global. 

Cómo cuidar la piel con 6 productos faciales  

El cuidado de la piel del rostro debe realizarse dos veces al día. Por la mañana es esencial para despertar la piel y protegerla de los agentes externos, mientras que por la noche elimina las impurezas acumuladas durante el día y estimula la renovación celular natural que se produce durante la noche.  

Existen 6 fases de cuidado de la piel: limpieza, exfoliación, tónico, contorno de ojos, crema y mascarilla facial. Y a cada una corresponde un producto facial específico.  

Fase 1: limpieza facial 

La limpieza del rostro es la etapa esencial que debe realizarse tanto por la mañana como por la noche. Una buena limpieza de la piel: 

  • reactiva la circulación

  • elimina las células muertas y los restos de maquillaje o polvos

  • permite que los productos faciales aplicados en los pasos siguientes se absorban mejor, aprovechando al máximo la eficacia de los ingredientes.

¿Tienes la piel normal, seca o sensible? Puedes elegir una leche limpiadora o una fórmula con aceite para aplicar sobre el rostro, cuello y escote directamente con las manos. Coge una pequeña cantidad de producto y distribúyelo con ligeros movimientos, desde el centro del rostro hacia los lados y desde la parte inferior del cuello hacia los lóbulos de las orejas.  

Si tienes la piel mixta, grasa o con tendencia acneica, el producto facial más adecuado puede ser un gel o una mousse limpiadora. Utiliza discos desmaquillantes para aplicarlo con ligeros movimientos. En Action puedes elegir entre almohadillas de algodón orgánico por solo 0,79 euros o suaves almohadillas de microfibra por 1,99 euros, que son reutilizables y lavables a máquina a cualquier temperatura (ambas disponibles en la sección de maquillaje).  

En caso de piel impura, puedes añadir paso intermedio en unos segundos. Productos faciales como el aspirador de puntos negros o los parches nasales de carbón activado tienen un efecto específico sobre los poros obstruidos y el exceso de sebo, y son perfectos para preparar la piel para el siguiente paso: la exfoliación.  

Paso 2: exfoliación facial  

La exfoliación elimina las células muertas, alisando la piel y aportando luminosidad al cutis. Pero no debe hacerse más de dos veces por semana. En función de los productos faciales utilizados, puede ser de 2 tipos:  

  • mecánico, por exfoliación o scrub. Los granos con los que están formulados estos productos faciales sirven para alisar la piel

  • química, mediante mascarillas o geles a base de ácidos como el ácido salicílico o los AHA. Estos exfoliantes son ideales para pieles maduras y propensas al acné. Estimulan la formación de células nuevas y, sobre todo, de colágeno y elastina. El efecto es una piel firme, lisa y radiante.

Paso 3: tónico facial 

 El tónico completa la acción limpiadora de la fase 1. Elimina cualquier resto de residuos, pero también ejerce una acción astringente y purificante sobre los poros. En el caso de pieles sensibles, irritadas o enrojecidas, esta parte del cuidado facial también puede refrescar y calmar, si se realiza con una formulación sin alcohol.  

El tónico facial es un producto para el rostro con pH fisiológico que mantiene la hidratación natural de la piel sin resecarla. Aplícalo con discos de algodón de doble cara: una primera pasada con el lado estriado para eliminar los restos de maquillaje, sebo y otras impurezas y, a continuación, una segunda pasada con el lado liso para un acabado impecable.  

Paso 4: contorno de ojos  

En comparación con la piel del rostro, la del contorno de los ojos es más fina. No es casualidad que sea la zona en la que empiezan a aparecer los primeros signos de la edad y que a menudo se vea desafiada por las bolsas y las ojeras. Cuidarla con un producto específico para el rostro es esencial para lucir una mirada radiante y relajada.  

Elige un contorno de ojos de acción nutritiva. Una pequeña cantidad es suficiente, pero bien aplicada, por supuesto. Descubre cómo aplicar este producto facial:  

  1. Distribuir una cantidad mínima a lo largo de la línea del pómulo, sobre el párpado fijo y nunca sobre el párpado móvil.

  2. Con la yema de los dedos limpios, ejercer una mínima presión sobre los conductos oculares para activar un ligero drenaje linfático. Repetir de 10 a 15 veces.

  3. Distribuir el producto mediante golpecitos desde el centro hacia las sienes. La presión es mínima, pero firme. Es fundamental dar pequeños toques y no arrastrar el producto facial para no crear pliegues en la piel y, por tanto, favorecer la aparición de arrugas.

  4. Continúa hasta que se absorba.

¿Tienes un aspecto especialmente cansado y fatigado? Prueba las esferas de masaje con efecto refrescante. Es suficiente con guardarlas en la nevera de 10 a 20 minutos para descongestionar el contorno de los ojos.  

Paso 5: crema facial  

El paso esencial en el cuidado de la piel es la hidratación. Dependiendo de las necesidades de tu piel, puedes encontrar  

  • cremas faciales hidratantes ligeras en gel, perfectas para los días de verano. Por ejemplo: la crema Skin Bliss, enriquecida con Áloe vera y té verde para un efecto hidratante, refrescante y antioxidante (solo por 2,99 euros)

  • cremas faciales nutritivas, perfectas para pieles sensibles o maduras que necesitan mimos adicionales.

Aplicar la crema por la mañana y por la noche, con suaves movimientos desde el centro hacia los lados del rostro y de abajo hacia arriba para conseguir un ligero efecto lifting.  

Para el cuidado de la piel por la mañana, añade una gota de protector solar a la crema para proteger la piel de los rayos UV y aplícala sobre el rostro, el cuello y el escote. Es un secreto de belleza que puede prevenir las decoloraciones de la piel y los signos del envejecimiento. ¿Quieres confiar en cremas o leches solares de eficacia probada y seguras para la piel y el medio ambiente? Prueba las fórmulas respetuosas con el medio ambiente de Zenova.  

Paso 5: mascarilla facial  

¿Quieres un cuidado facial como en un spa? Entonces, es imprescindible una mascarilla facial para aplicar por la noche antes de acostarse. Las hay en diferentes texturas: tela, gel o crema. Elige este producto en función de la acción ideal para tu piel:  

  • purificante/desintoxicante, para combatir los contaminantes y el estrés del día

  • hidratante/refrescante, perfecto después de un día de playa o piscina para relajar la piel y reponer la hidratación que necesita

  • reequilibrante con arcilla, para eliminar las impurezas de los poros y dejar el cutis radiante y uniforme

  • lifting con péptidos, ideal para una piel visiblemente relajada, firme y radiante.

Nuestro surtido de productos faciales se actualiza constantemente para sorprenderle cada día. Encuentra la mascarilla facial adecuada para ti: fórmulas diseñadas como concentrados de potentes activos por menos de 0,99 euros/ud.  

Alvira: productos faciales para un cuidado consciente de la piel  

El cuidado de la piel es un momento para cuidarse, pero no siempre es suficiente. Con gestos cotidianos, también puedes marcar la diferencia para el planeta. Por eso, hemos formulado los productos faciales Alvira en colaboración con laboratorios veganos expertos en el cuidado de la piel. Son productos 100 % eficaces, asequibles y libres de crueldad. Experimenta un cuidado de la piel de calidad con diferencia.